Visitas al blog:

domingo, 6 de mayo de 2018

Parar el fueraborda con la línea de vida.

A raiz de las entrada de 1 de mayo un amigo me ha sugerido una idea para parar el fueraborda desde la línea de vida de arrastre. El "hombre al agua" es una pinza que desconecta el arranque y llevas amarrada a la muñeca, para que si te caes al agua el motor se pare. Pero en los veleros no se suele llevar atada a la muñeca por la cantidad de cosas que hay que hacer moviéndose por el barco, que lo hacen irrealizable. La idea es poner un cabito sobre la línea de vida de arrastre, unos metros tras la popa, que vaya atado a la pinza del "hombre al agua". Al llegar al espejo de popa por la línea de vida tirarías del cabito para parar el motor. O más sofisticado, hacer un by-pass de goma que recoja la línea con un bucle y poner el cabito más a popa del by-pass, de manera que cuando te cogieras al cabo, la propia fuerza de arrastre tensaría la línea, venciendo y estirando la goma, y a la vez tirando del cabito para soltar el hombre al agua...




Me ha parecido una idea genial para un fueraborda en el espejo. Pero en el Tonic va dentro de un pozo y fíjaos el lío que tendría que hacer cada vez que pusiera y recogiera la línea de vida, para pasar ese cabito por el agujero del pozo hasta ella:




Obviamente ese cabito tendría que ser también flotante y lo veo muy cerca de la hélice. Me daría miedo que lo absorbiera y se liara con ella.


Por otra parte, las situaciones peligrosas en que uno suele caerse al agua en un velero no son precisamente nevegando a motor, sino con vientos duros donde un fueraborda precisamente no da la talla (se sale la hélice del agua en las olas, y la situación se maneja mucho mejor a vela). O sea que verte colgado de la línea de vida con el motor en marcha no es muy habitual. De todos modos le daré otra pensada al invento a ver si se me ocurre algo.

2 comentarios:

Daniel Tribaldos dijo...

Y llevando el cabo por encima, es decir saliendo del cofre del motor hacia la bañera y luego hacia popa, ¿no podria funcionar?

corto_maltes dijo...

Sí, Daniel, es una buena idea y quizás la probemos. Podría ser un lío tener ese cabito por la bañera, expuesto a desconectarlo al subir la tapa del pozo del motor o al tropezarte con él, y quedarte sin motor en una maniobra delicada, por ejemplo al entrar a puerto. Además me he dado cuenta de otro problema: si vas acompañado y finalmente se te escapa la línea de vida de las manos, le dejas a tu compañero sin motor para volver a recogerte. Habría que instalar el sistema sólo cuando navegas en solitario. Hay que madurarlo.