Visitas:

miércoles, 29 de junio de 2016

Hombre al agua en el Golfo de San Tropez (tranquilos, ninguno de nosotros).

Hola navegantes.

Por fin hoy hemos tenido un día de vela de la buena. Salimos de La Rague con viento del Sur de fuerza 3, y después de unos pequeños bordos para salir del Golfo de la Napoule, hemos venido hasta el Golfo de San Tropez en un único y larguísimo bordo de ceñida abierta, porque el viento fue rolando ligeramente al SE y nuestro rumbo era SW.

Todo el día ha hecho un sol maravilloso. Si la vela fuera siempre así no existirían las motoras.

A las 16.12 salió una mujer por el canal 16 diciendo que había un hombre al agua. Estaba tan nerviosa que en lugar de decir "mayday" como es reglamentario decía "au  secours" ("socorro") como en los libros de Tintin. Aunque daba su posición actual no podía dar la posición del hombre al agua. Simplemente salió a cubierta y vio que su marido no estaba a bordo. Crossmed, que es como nuestro Salvamento Marítimo, lanzó un aviso seguridad a todos los barcos la zona.

La posición que estaba dando la mujer era a escasas 5 millas de la nuestra, y estábamos preparándonos para ir en su búsqueda cuando otro velero salió en antena y dijo que veía a un hombre nadando y que iba a recogerlo. A los 10 minutos de lanzar el aviso la mujer su marido estaba rescatado. Ese hombre hoy a vuelto a nacer. Y su mujer se merece un premio por haber actuado bien y rápido a pesar de que, como ella reconoció, era inexperta y en el barco él lo hacía todo.

Un poco más tarde Crossmed llamó al velero del que se había caído y pidió hablar con el rescatado para que le contara cómo había vivido "su desventura". Entre otras cosas les dijo que se había caído al coger agua con un cubo por la borda. Es tan típico como caerse al hacer pis: el cubo se llena de repente y da un tirón que se lleva al agua al desafortunado. Para aprender en la piel de los demás.

Aparte de ese incidente, llegamos a Cogolin, el puerto que está al final de Golfo, a eso de las 18 h. Nos fuimos a conocer San Tropez superficialmente, porque mañana nos quedaremos aquí para verlo con más calma. Está unido con Cogolin por un carril bici de 5 km. Ya os diremos si nos gustó o no.

En una de las marinas hemos visto al tocayo mi barco, otro Corto Maltés aparentemente con más categoría.

Hasta mañana navegantes.

1 comentario:

Anónimo dijo...

Una vez más aqui está el pesado de Higinio, pero una vez más también no puedo resistir la tentación de decirte que espero tus crónicas con auténtica ansiedad diciendo ¿Qué nos contará hoy? y... ¡hombre al agua!. No te conozco mucho, pero escribiendo eres genial Alvaro

Higinio