Visitas al blog:

domingo, 24 de abril de 2016

Lo malo de la electrónica...

... es fiarse al 100% de ella. En efecto, los modernos GPS te dan la posición sobre el planeta con una precisión de 1 a 3 metros. Parece perfecto. Y lo sería si la cartografía sobre la que tú marcas esa posición tuviera la misma precisión, lo que no es el caso. La mayoría de las islas y costas de la Tierra se cartografiaron en el siglo XIX, y se hizo mediante sextantes y otros instrumentos que no tenían la precisión del GPS. Posteriormente con el GPS se han visto los errores, que aún subsisten en muchas cartas náuticas. En el Pacífico y el Indico hay islas que están "descolocadas" en las cartas algunas millas respecto a su posición real con el GPS, pero pensaba que en Europa no era el caso. Pues fijaos la advertencia que hacen en la Guía Imray de la costa mediterránea de Francia:


¡El Servicio Hidrográfico de Francia no garantiza una seguridad mayor de 1.000 metros en sus cartas!. Situarte con el GPS con una precisión de 1-3 metros en una carta que puede tener un error de un kilómetro es como medir la estatura de un niño con un metro que estuviera hecho con chicle. Cualquiera se fía. Hay que llevar los ojos bien abiertos, sobre todo cerca de la costa, y ante la mínima duda tomar las posiciones a la antigua.

4 comentarios:

tyler dijo...

Y con los mapas los ojos bien abiertos también, nunca se sabe,como paso con la isla de Sandy http://sociedad.elpais.com/sociedad/2012/11/24/actualidad/1353779828_548021.html. Os conocí gracias al programa de Roge, no suelo hacer comentarios pero sigo de cerca el blog. Saludos y buena proa.

corto_maltes dijo...

Muy interesante, tyler, no conocía esta historia. Hay muchas otras islas que han "desaparecido" y suele atribuirse, más que a una falsedad de su descubrimiento, a que se confundieron con islas flotantes de piedra pómez, debidas a erupciones submarinas. Voy a poner una entrada sobre esto, con fotos de un navegante que se tropezó con una de ellas. Gracias por tu aportación.

Daniel Tribaldos dijo...

Muy interesante el articulo, sobre las islas desaparecidas, muchas gracias Tyler.

Javi Jaurena dijo...

Tecnología al poder.
Ja ja ja ja.
Buena travesía.