Visitas:

viernes, 6 de diciembre de 2013

Ya se ha publicado "La sonrisa de Mikel. Dibupoemas de supervivencia".

Hola navegantes. Ya se ha publicado el libro “La sonrisa de Mikel. Dibupoemas de supervivencia” (Ed. ExLibric) que os había anunciado. Para resumir de qué va el lío os reproduzco la reseña de la contraportada:

“El autor ... con el apoyo de un numeroso grupo de médicos, enfermeras y capitanes, organiza en Santander una actividad con niños del Hospital Valdecilla, fundamentalmente de oncología, que consiste en enseñarles a descubrir la navegación a vela, y a disfrutar de ese universo fascinante y relajante del mar, como terapia de apoyo para sus graves enfermedades. Aunque en otros países es más habitual, en España esta actividad es pionera. Desde que se inició en 2003 solo se ha interrumpido en el año 2012, cuando el autor realizó una circunnavegación de España relatada en el libro “La vuelta a España del Corto Maltés. De Santander a Santander en un velero de 6 metros”, título publicado por este mismo sello. Fruto de las experiencias con estos niños y de esa cercanía con la enfermedad y la muerte surgen estos poemas. Además de la rima y el ritmo habituales de cualquier poesía, el autor va más lejos combinando las letras y las frases para modelar dibujos, que ha bautizado como “dibupoemas”, lo que les da un valor plástico añadido al literario y se convierten en una nueva forma de “leer” y apreciar la poesía. Al placer habitual de la lectura relajada de un poema se añade la intriga de descifrar el dibupoema, y posteriormente de disfrutarlo una vez que se conoce la ruta para leerlo. Ningún otro poeta lo había realizado hasta el momento, por lo que puede considerarse una revolución que alía la literatura y el dibujo”.




Ya os imagináis que es un orgullo que una editorial se arriesgue hoy en día a apostar por un autor desconocido y encima con un libro de poesía (¡!). Muchos de los que siguen este blog saben que el  mérito de la actividad de vela que ha inspirado la mayoría de estos poemas es de un amplio grupo de gente que me acompaña en la aventura, a los que nunca dejo de dar las gracias por hacerlo posible. Yo he descubierto mi facilidad para expresar de una manera original lo que todos sentimos de igual manera, nada más.

A los padres tengo que decirles que aunque en algunos poemas hablo de niños o niñas concretos, a los que van a reconocer, los sentimientos que los inspiran lo son hacia todos por igual. Pero la inspiración no se controla y un hecho concreto, relacionado con un niño concreto, la dispara con una reacción en cadena contra la que el poeta no puede hacer nada. Hay que admitirlo así porque no es algo racional sino completamente visceral.

El libro estará en las librerías, pero no creo que llegue antes de Navidad. Si queréis conseguirlo antes de esas fechas lo mejor es pedirlo por Internet, y os llegará a casa en 2 días laborables. Podéis entrar a través del enlace que hay arriba a la derecha del blog, o en esta dirección:

http://tienda.exlibric.com/libros/6329-la-sonrisa-de-mikel-dibupoemas-de-supervivencia.html

Por cierto, los barquitos de la portada son el Maribela y el Corto Maltés navegando frente a Pedreña al atardecer, uno de los días que llevamos a los niños a los fuegos artificiales. Para los que no nos conocen personalmente, Luis (el capitán del Maribela) y yo fuimos los que dimos la vuelta a España en el Corto Maltés en 2012, la aventura que dio origen a este blog. La foto la tomó Joaquín González, el padre de uno de los niños, nada menos que desde Santander con un teleobjetivo. ¡Impresionante!.

Cuando veáis lo que cuesta el libro comprenderéis que no se ha publicado para ganar dinero. Lo principal es que se difunda la experiencia e intentar que la mecha prenda en otros navegantes. A ver si entre todos conseguimos que se difunda y no quede como la rareza de unos pirados. Ayudadnos, si queréis, dándolo a conocer en vuestros foros y blogs y regalándoselo a vuestras amistades.

Un abrazo

Alvaro.

4 comentarios:

Fernando - Andua dijo...

Álvaro, te deseo la mejor de las suertes con este nuevo libro. Estoy seguro que tu delicadez y sensibilidad estarán plasmados en el.
Será todo un orgullo leerlo y tenerlo en mis estanterías.
Pondré un enlace en mi blog, y en alguna web más.
Muchas gracias y buen viento, capitán.

corto_maltes dijo...

Gracias Fernando. Si cada uno que nos lee hace como tú la difusión estará garantizada.

Un abrazo

Alvaro.

Anónimo dijo...

Querido Álvaro
Esta vez, le tomo la palabra al grumete Brizuela para ser yo quien te escriba, ...
Permíteme que, en primer lugar, te de la enhorabuena por tu nuevo libro. Lo cierto que estoy deseando leerlo. No has podido elegir un mejor título, dedicándoselo a la sonrisa de "nuestro" querido, ya para siempre, Mikel.
En segundo lugar, permíteme que te reitere, de nuevo, en nombre de Laura, en el mío propio y en el del resto de los padres de los niños a quienes, como a nuestro hijo Javier, dedicas tu tiempo y parte de tu propia vida, junto con Ana y el amplio equipo de médicos, enfermeras y capitanes quienes te acompañan en tu/vuestra ilusionante aventura que, un día, soñaste regalar a nuestros hijos consiguiendo volverles hacer sonreír, nuestro agradecimiento.
Por siempre, gracias, ÁLVARO.
Ha sido, es, un honor conocerte, haberos conocido.
La vida me/nos ha dado, en un revés, la gran fortuna de encontrarte.
He contraído contigo, con todos vosotros, una deuda impagable, eterna.
Con todo mi afecto, Javier Brizuela

Que bonita la vida, ...

corto_maltes dijo...

Javier,

Aunque agradezco tus palabras por lo que suponen de reconocimiento a un trabajo que ya lleva 10 años, quiero reiterarte, y a todos los padres, que esta actividad no tiene tanto mérito como le atribuís. Nosotros saldríamos a navegar de igual manera. Quitando unos pocos días de mal tiempo que a lo mejor nosotros solos no saldríamos y lo hacemos por haber quedado con los niños, los demás nos da igual navegar solos que acompañados, y de hecho vuestros hijos le dan una vidilla a las navegaciones que de otra forma no tendrían.

En pocas palabras, todos nos lo pasamos bien. Y el trabajo de organización que recae en Ana y en mí también lo hacemos a gusto al ver el resultado final en las caras de vuestros hijos.

Un saludo

Álvaro.