Visitas al blog:

lunes, 30 de julio de 2012

Resuelta la burocracia.

Hoy madrugamos para resolver los aspectos burocráticos del paso por el Canal. Acudimos a las oficinas de VNF (Voies Navigables de France) que es como la Confederación Hidrográfica en España, y nos emitieron La Vignete, que es el pase en este caso de 15 días para presentar en las esclusas:

A pesar de nuestras preocupaciones, no nos dijeron nada del Permiso para Aguas Interiores, imaginamos que es una de esas leyes que no se aplican. La Vignete nos costó 50 €. Además nos regalaron una bandera que más bien parece un espinaker, y a la que hemos encontrado otra utilidad:

Sirve de cortina para para parar el sol, y deja entrar el viento. Al lado he puesto el pabellón francés, que es del mismo tamaño que nuestra bandera de popa, para que veais el despropósito.

A media mañana dejamos el muelle Victor Hugo y nos hemos desplazado dos esclusas más hacia el norte, a un paraje ya en plena naturaleza e igual de cerca del centro de Narbona:


Para llegar hemos pasado por debajo de unas casas en un lugar que se considera muy típico de Narbona. La altura libre es de sólo 3 metros.


Como el agua del Canal está  guarrísima, no vamos a poder usarla para fregar y tendremos que hacerlo siempre dentro. Para mayor comodidad al fregar, hemos extendido la cincha antiescoras de la cocina hasta el fregadero:



1 comentario:

Anónimo dijo...

Me alegro de que al final no hubiera fallo para lo del canal, con lo preocupados que estabais antes de salir...

La foto del canal por debajo de la casa es preciosa... ¿tuvisteis que agachar la cabeza para pasar?

Bueno, hoy llegan Ana y Maribel, así que a ver si os hace buen tiempo y podéis disfrutar de los pueblecitos franceses.

Un beso

Lucas y Covi